Jueves, 22 Febrero 2024
0
Compartidos

Villa Suramericana construida por Evo Morales corre el riesgo de caerse. Es otra estafa a Cochabamba

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

El Gobierno de Evo Morales gasto aproximadamente 33 millones de bolivianos en la construcción de una Villa Suramericana en la ciudad de Cochabamba, que actualmente corre el riesgo de desplomarse y sufre un deterioro alarmante. “Es otra estafa de Evo Morales a Cochabamba”

“Evo Morales estafo al pueblo boliviano con la construcción de una obra inservible y abandonada. Seria necesario iniciar una acción penal contra el ex presidente por malversación de fondos del Estado”, dijo el ex asambleísta Freddy Gonzales.

En mayo de 2018 se inauguró esta infraestructura para ser utilizada durante los Juegos Suramericanos como una residencia para los deportistas. Entonces, las autoridades del Gobierno central aseguraron que, luego del evento deportivo, estos ambientes serían puestos a la venta. 

Sin embargo, a la fecha, se desconoce que haya compradores pese a que en 2018 la Agencia Estatal de Vivienda (AEVivienda) lanzó el programa “Vivienda ya” para la venta de 672 departamentos sociales a crédito y cada uno tendría un costo aproximado de 53 mil dólares, monto que cuestionado por ser de difícil acceso.

Hoy, la edificación sufre deterioro. Parece una locación de las películas de ciencia ficción luego de la desaparición de la humanidad. Vacío, con la pintura de la fachada desgastada, con pasto y hierbas apoderadas de sus calles, como si nadie hubiese caminado por ellas en años. 

Una malla olímpica bordea la infraestructura y desde afuera se puede apreciar todo este panorama. Algunas ventanas exhiben cortinas sueltas o caídas. Lo que un día se recibió con música, ovaciones y juegos pirotécnicos, hoy está en el olvido.

Vecinos e internautas denunciaron la falta de mantenimiento y daños en varias habitaciones de la ex Villa Suramericana, ahora Centro de Formación y Entrenamiento Deportivo (Cefed), en La Tamborada, al sur de la ciudad de Cochabamba.

Según las imágenes difundidas en redes sociales, varios cuartos del hotel del Cefed están con puntales de madera, debido al deterioro de las paredes.

La Red Uno también informó que los vecinos de la zona señalaron que no hay mantenimiento, aunque sí se realizaron eventos deportivos.

Además, en pasados días, los fuertes vientos que se registraron en Cochabamba dañaron el techo del polideportivo. El Viceministerio de Deportes señaló que ya se movilizó un equipo para reparar la infraestructura.

La construcción de los 14 bloques de departamentos demandó una inversión de $us 33 millones del Gobierno vía el Ministerio de Obras y Vivienda. 

En la Villa Suramericana en La Tamborada no se cuenta con los servicios de agua potable de Semapa ni de alcantarillado y nadie habita tampoco en los condominios.

Afuera de estos 14 bloques de departamentos, que ocupan unas 15 hectáreas, en el distrito 15 del sur, la vida no ha cambiado. Se creyó que la construcción traería prosperidad a la zona, más negocios, como ocurre alrededor de varios condominios, pero no fue así. 

Los vecinos aún dependen del suministro de agua en cisterna y la mayoría cuenta con un pozo séptico. Este sector de la villa aglutina a 500 productores de leche aproximadamente. 

El exasambleísta departamental Freddy Gonzales, quien hizo seguimiento desde el inicio de la edificación, indicó que hasta los últimos días que estuvo como autoridad no recibió respuesta a las solicitudes de informes sobre la regularización de propiedad horizontal, de las viviendas, las listas de las personas interesadas ni del reglamento de vivienda.

“Hay un encubrimiento muy grande de parte del Ministerio de Medio Ambiente que ha dejado pasar esto. El representante legal debe explicar sobre el incumplimiento de la norma vigente”, señaló. 

La dirección departamental de la AEVivienda aseguró que la documentación de la Villa Suramericana desapareció.

Urge continuar la fiscalización. Gonzales consideró que se requiere dar seguimiento y retomar el tema. Finalmente, se debe gestionar, ante la falta del objetivo de ser vivienda social para más de 5 mil personas, que pase a manos de la Gobernación para que dé una utilidad distinta. 

0
Compartidos
Implementado por Marcelo Colpari – BOLIVIA PRENSA