Morales admite que cuando era soldado fue golpista y reprimió a cocaleros

Durante un acto de reconocimiento a los beneméritos de la campaña de Ñancahuazú que combatieron al guerrillero cubano Ernesto Che Guevara, el presidente Evo Morales admitió este sábado que cuando prestaba servicio militar, fue también "golpista" por órdenes superiores porque le enviaron a reprimir a cocaleros de La Paz que resistían el golpe de Juan Pereda Asbún.

 

El jefe de Estado se dirigió a los beneméritos que acudieron al homenaje en el Gran Cuartel de Miraflores y reconoció que el accionar de los militares que enfrentaron al Che,  fue de un soldado obediente a las órdenes superiores y éstas sometidas también a instrucciones externas.

"Yo me acuerdo en 1978 estaba en el cuartel Ingavi IV de Caballería. Todavía no podía entender  con 17 y 18 años de edad, lo que está pasando políticamente en Bolivia. Había dos golpes de estado. Yo entré cuando el general Banzer estaba de Presidente, creo que hubo elecciones, hubo un golpe de estado. General Pereda Asbún asume la presidencia. Me acuerdo las instrucciones del general Villalpando y del general Terrazas, nos mandan a reprimir a cocaleros en Coripata porque se rebelaron contra ese golpe de Estado, querían hacer respetar las elecciones de ese año. Evo golpista por instrucciones superiores, pero también por decisiones políticas impuestas desde arriba y afuera. Evo por entonces, no cocalero, reprimiendo a los cocaleros que defendían la democracia"  relató. 

Morales encabezó los actos de homenaje de las Fuerzas Armadas a los beneméritos de la guerrilla, cinco días después que el mismo gobierno organizará las jornadas de homenaje a los 50 años de la muerte del Che Guevara en Vallegrande.

Recordó que Simón Bolívar vino a liberar y fundar la República de Bolivia y que también  hace 50 años el Che Guevara vino a "liberar Bolivia y tal vez a refundar como ahora nosotros refundamos Bolivia".  Reiteró que ser guerrillero por defender la patria, no es delito porque se organizan para defender los recursos naturales frente a los imperios que buscan saquearlos.

En discurso de circunstancia, remarcó su propuesta de diferenciar el intervencionismo del internacionalismo e invitó a los militares  a ubicarse con cuál de esas tendencias se identifican.  Dijo que el intervencionismo es para someter y el internacionalismo para la liberación del dominio extranjero.

Relató también su incursión en el Chapare, donde los militares de esa época colocaban siluetas con la cara de Evo Morales y daban órdenes de disparar. Por eso considera que el soldado está para cumplir instrucciones desde arriba, como cuando las Fuerzas Expedicionarias creadas por el general Banzer, golpeaban o mataban cocaleros del Chapare, porque obedecían a la DEA de la embajada de Estados Unidos.

 

"Quiero decirles a los soldados de hace 50 años, ustedes disciplinadamente han cumplido la instrucción interna. Por eso también digo, yo soldado, como soldado golpista. Qué podía hacer, me dieron instrucción, tengo que ir a desbloquear, tengo que ir a reprimir cocaleros, después cocalero. Cómo se puede entender eso", dijo al remarcar es importante ser antiimperialista para liberar de la influencia extranjera.

Valora este artículo
(0 votos)
Visto 124 veces

VIDEOS BOLIVIA PRENSA

Visitantes en linea

Tenemos 67 visitantes y ningun miembro en Línea

12080199